10 ago. 2010

LA IRA

La ira no se puede vencer con ira.

Si una persona muestra ira hacia tí y tú respondes con ira, el resultado sería desastroso.

En cambio, si controlas tu ira y muestras el sentimiento opuesto -- amor, compasión, tolerancia y paciencia --, no solo conservarás tu paz interior, sino que la ira del otro se irá apagando poco a poco.

Nadie puede negar que cuando hay ira, la paz interior es imposible.

El amor, la compasión y el interés por los demás son las verdaderas fuentes de la felicidad.


Dalai Lama

13 comentarios:

Conchi dijo...

Totalmente de acuerdo. Pero también es cierto que hay que tener gran control de la mente para no dejarse llevar por la ira. Tendremos que seguir practicando.
San Agustín decía: Ama y haz lo que quieras.
La idea es la misma, ¿verdad?

Abrazos
Conchi

Sabela dijo...

Silvia y Conchi que cosas más bonitas las vuestras, momentos de reflexión que siempre ayudan...
Abrazos.

Gaia dijo...

Siempre es bueno recordarlo...pero dificil ponerlo en práctica.
buen día para tí!!

Olga i Carles dijo...

La actitud contraria hace fortalecer la calma del otro.




Un abrazo.
Gracias.

thot dijo...

Qué bien me ha venido que me recordaras esto porque últimamente respondo con la misma moneda y eso no está nada bien.
Gracias !!!!!!!

V de Tierra dijo...

Estoy de acuerdo, no deberiamos aumentar la ira echandole mas llamas..es cierto que si respondemos con la actitud contraria, la marea se calma!! un saludo!!

Loren Simón dijo...

No tengo ninguna duda, amor compasión y ver felices a los demás es la clave para ser feliz.
Un saludo

FURIA DEL LAGO dijo...

Cuando se comprende que la ira proviene de tomar lo imaginario por real, entonces se pierde la importancia. En esas condiciones, es imposible enojarse con alguien, por más que (al parecer) esté haciéndonos daño. No puede hacernos daño, en verdad, porque no hay nadie (real) a quien hacérselo.
Hay una película interesante que ilustra esto. Se llama “El Pianista” y por ella le dieron el Oscar al actor Adrien Brody. El pianista es un judío polaco que debe afrontar la invasión alemana de Polonia. Los alemanes están tremendamente enojados con ellos y los matan por cualquier motivo, además de encerrarlos en campos de concentración. El pianista logra escapar y el suspenso acerca de su situación se mantiene durante toda la guerra. Lo interesante del asunto es que el pianista nunca logra reaccionar con ira frente a la ira del “supuesto enemigo”. Él no los considera enemigos. Simplemente, advierte que son sumamente peligrosos y trata de no ponerse al alcance de ellos, porque sabe que le va la vida en ello. Pero nada más, nunca se enoja ni los considera sus enemigos. ¿Por qué? Porque sabe perfectamente que el enojo de ellos contra él es completamente imaginario. Y entonces, descubre que él mismo tampoco tiene ninguna importancia.
¿Esto es difícil de aceptar? Sí, lo es. Pero sólo si cada cual se considera como alguien muy importante.
En cuanto a lo de controlar la mente, creo que es imprescindible no responder con una “mente propia”, personal. Lo personal es completamente imaginario. Y cuando no domina los actos de nadie, entonces, sencillamente desaparece.
En fin, son algunas reflexiones que me suscita este asunto. Gracias por compartirlo, Silvia…

Patricia dijo...

Comparto totalmente tu entrada, Silvia querida.
Aunque a veces parezca imposible controlar la ira, los resultados que se obtienen dando amor son increíbles.
Miles de besos, dulce :)

MarianGardi dijo...

Silvia, a veces cuando ves injusticias,no es ira, son rabitas que los harías desaparecer del mapa.
jijiji
recuerda que Jesùs tuvo una rabieta cuando cogió el latigo ante los mercaderes y comenzó a dar latigazos.
Si hoy viniera en cuerpo físico, no se lo que cogería, igual una bomba atomica?.
jejeje
Es cierto hay que ser mansos como corderos y astutos como serpientes, si te dañan aléjate y deja a los animalitos su vereda. Bien lejos!!
Un abrazo fraternal

Olga i Carles dijo...

Hola Liliana.
En respuesta a tu pregunta, te diré que la mejor manera un texto de diferente idioma es la paciéncia con ayuda del traductor. Leyendo la palabra de antes y la de después sobre una que no entiendas del todo, te puede llegar a ayudar en el signíficado, por simple intuición. A menudo eso a mi me funciona, También algunas veces utilizo alguna palabra diferente a la del texto original que sea sinónima y más facil para la traducción....
TRADUCCIÓN TOTAL DE LA POESÍA, que a la vez pienso que esta vez era bastante facil en el blog.

CUANDO TODO EL MUNDO VIVIRÁ DE AMOR

Cuando todo el mundo vivirá de amor
ya no habrá núnca más miseria,
los soldados serán trobadores
pero quizá no podremos verlo.
Del largo camino de haver vivido.
de haver soñado, de haver luchado,
de haver amado, de haver perdido,
nos ha quedado un gusto amargo.
Cuando todo el mundo vivirá de amor
ya no habrá núnca más miseria.
La histroria siempre ha sido así
y para que llegue un tiempo de amor
necesario es que la muerte haga su juego.
De que nos sirve saber tanto?
Cuando todo el mundo vivirá de amor
ya no habrá núnca más miseria.
La vida es un camino de sangre
hay que estar y caminar
encontrando la tierra del mañana.


NOTA:En ocasiones te puedes encontrar que el traductor no traduzca nada, entonces hay que dejarlo para otro momento.


Un abrazo y gracias por advertir.

maria dijo...

Esto es hermoso. Gracias por compartirlo.

luna dijo...

Hermana, maravillosa eflexión de Dalai Lama, es un hombre muy sabio y bueno que te transmite paz,y hace que tu ira y tu odio desaparezcan.

besitos

luna