15 may. 2009

LA BUSQUEDA DE LA FELICIDAD


Solo nuestra búsqueda de la felicidad nos impide verla.

Es como un arco iris vívido que uno persigue sin llegar jamás a alcanzarlo, o como un perro que se persigue la cola.
Aunque la paz y la felicidad no existen como una cosa o un lugar real, están siempre disponibles, y te acompañan en este preciso instante.
Esperando asir lo inasible, uno se cansa en vano.
Apenas uno abre y afloja el puño tenso de asir, el espacio infinito está ahí, abierto, invitándote , cómodo.
Aprovecha la amplitud, esa libertad y esa comodidad natural.
No sigas buscando.
No te metas en la jungla enredada buscando el gran elefante iluminado que ya está tranquilamente descansando en casa frente a tu hogar.



Gendun Rinpoche

10 comentarios:

Shanty dijo...

La felicidad no es un objetivo a alcanzar. Está presente, en las pequeñas cosas diarias de la vida. Lindo mensaje.

Besos.

A.Dulac dijo...

Muy suave en el desgrane esta narración de los contras que hacen infeliz al ser humano que se empeña en buscar la paz y la felicidad con atavios vanos, y, futiles formas que son innecesarias
para la felicidad pues esta,es sencilla y está en lo sencillo sin más.Cuanto más avanzamos, más retrocedemos.Un biquiño dulce para ti de A.Dulac

A.Dulac dijo...

Silvia,ya he corregido el error que cometí con tu nombre en el post,pero es que no se puede estar hablando y escribiendo ,los años ya empiezan a poner a cd uno en su sitio,jajaja;discúlpame.Un beso de esta amiga A.D

Melpómene dijo...

Mucha razon....


Saludos

Victor Montufar dijo...

Hola Silvia!! Gracias por tu visita! y tienes razòn, no he posteado ni visitado a nadie! no sabes còmo tuve trabajo con lo de la epidemia de influenza, y he andado como loco, apenas y duermo! jaja pero ya estoy de regreso, de verdad te agradezco mucho tu visita!!! te mando un abrazo!! Vic,

~~ ♥ Luci ♥ ~~ dijo...

Precioso mensaje, Silvia querida!
No esperar, sino dejar fluir... no pensar tanto, sino sentir...

Me encanta pasear por tu casita.
Un beso enorme para este finde laaarrgooo!!

hirondelle dijo...

Las cosas son sencillas, y a veces si eres capaz de cuestionarte si eres feliz o no es que seguramente ya lo eres. No hay que soñar que mañana conseguirás tus propósitos hay que tomar conciencia de que el presente está sucediendo y entonces acabará la inquietud y la ansiedad de perseguir todo aquello que deseamos y por lo que sufrimos. Hay que parar antes de sentir que los locos no son los otros.
Un beso

Claudia Alejandra Ingénito dijo...

Esto es maravilloso.
Buscamos fuera lo que yace en nuestro interno. Somos ricos y muchas veces no lo hemos descubierto. En la quietud y la calma podemos encontrar esa joya tan preciada, tan buscada... nuestra felicidad.
Gracias, este escrito fué un hermoso regalo.
Namaste.-

luna dijo...

Preciosa reflexión Silvia, a veces la tienes a tu lado y no la sabes ver.

besitos

luna

Helen Maran dijo...

Hermoso mensaje y hermosa tu casa amiga, desde ya que en contrarnos no es casualidad,y seguiremos en contacto, abrazos de luz desde Israel,feliz semana.